1.d.5. El Sol, el campo magnético de la Tierra y otros planetas

Una pequeña implicación, derivada de lo explicado en el libro de la Mecánica Global respecto a la creación del campo gravito-magnético –sin la connotación relativista– por la estructura de la masa del núcleo atómico y a la creación de la masa del electrón, es la generación de un campo magnético por la masa de la Tierra y de los demás planetas con rotación.

De acuerdo con Wikipedia el campo magnético de la Tierra se explica por la existencia de hierro fundido en su interior y el efecto Coriolis. Si bien, no se considera que esté totalmente comprobado. Vuelvo a recordar el carácter especulativo de los fenómenos observados debido a la falta de una teoría Astrofísica general.

La Física Global ofrece una posible explicación del campo magnético de la Tierra y, al mismo tiempo, del hecho de que el campo de gravedad acompañe a la Tierra como base física de su interpretación del clásico experimento de Michelson-Morley .

Veamos los siguientes elementos relacionados con el campo magnético del Sol, de la Tierra y de otros planetas del universo:

  • El campo magnético del Sol.

    La Física Global explica qué son los campos magnéticos y cómo se forman las estrellas para después provocar la expansión del universo al emitir ondas electromagnéticas mientras se deshacen parcialmente con las reacciones de fusión nuclear.

    En consecuencia el Sol y las estrellas con sus mismas características o con una elevada rotación tendrán un campo magnético elevadísimo.

    En otras palabras, el campo magnético del Sol y las estrellas luminosas no se deberá principalmente a su composición interna, hierro u otros elementos pesados, sino a su rotación y a las reacciones de fusión nuclear y emisión de fotones y partículas con carga.

  • Composición de la Tierra y otros planetas del universo.

    La conductividad de los elementos químicos que forman parte de la composición de la Tierra y otros planetas será un factor importante en la existencia del campo magnético.

    Cuánto más conductora sea la composición de la Tierra y los planetas, mayor tenderá a ser el campo magnético provocado por otros factores.

  • La rotación de la Tierra.

    El movimiento de rotación de los planetas será el responsable directo de la creación del campo magnético de la Tierra.

    La rotación de los planetas a través del efecto Coriolis provoca fuerzas diferentes sobre los elementos de la composición de la Tierra por la distinta localización espacial. Dichas fuerzas se corresponden con la fuerza de gravedad como aceleración centrípeta y con la fuerza de la aceleración tangencial por el movimiento de rotación.

    La elasticidad perfecta del éter global acabará por ordenar el campo magnético alrededor de la Tierra.

  • Campo magnético de la Tierra y otros planetas del Sistema Solar.

    Hasta la fecha el campo magnético de la Tierra no está definitivamente explicado. La configuración espacial de la estructura atómica nos da una pista.

    El análisis precedente es un poco clásico e incompleto. Si profundizamos en el efecto del movimiento de rotación sobre la estructura reticular de la materia –éter global, gravitacional o cinético–, y somos conscientes de que las líneas de tensión gravitatoria siguen a la masa, nos podemos imaginar que la variación de dichas líneas de fuerza no puede ser totalmente homogénea, por lo que generará cierto campo magnético.

    Sistema Solar - NASA Imagen de dominio público)
    NASA- Sistema solar

    Con independencia de la torsión elástica del éter global en la formación de la masa, la Mecánica Global señala cómo la masa de los protones y neutrones en el núcleo de los átomos incrementa el campo gravito-magnético por torsión de los filamentos o líneas del éter global, lo mismo indica de los quarks y otras partículas subatómicas.

    Esta torsión se produce porque los filamentos de la estructura reticular deben, o bien formar parte de la masa de las partículas elementales, o bien circundar la masa de las partículas. Dicho de otra forma, la existencia de numerosas partículas de masa en rotación distorsiona transversalmente la tensión de la curvatura longitudinal del éter global, igualmente producida por la masa, incluso cuando la masa en su conjunto tiene carga eléctrica neutra.

    Por ello, incluso una estrella de neutrones en rápida rotación produce un enorme campo magnético.

    • Experimento fácil de física.

      Algo parecido a la diferencia entre un balón moviéndose entre sábanas o muchos balones moviéndose entre muchas sábanas muy juntas.

    • Experimento fácil de física.

      Si se pasan cuerdas entre un conjunto de balones, canicas o pelotas de tenis se podrá observar como las cuerdas adquieren cierto giro por las formas geométricas que adoptan las cuerdas entre las bolas.

      Recuérdese que el giro o torsión de las líneas de tensión de la estructura reticular es lo que la Mecánica Global denomina campo magnético.

    Por supuesto existen otras características o factores que influyen en el campo magnético de la Tierra; por ejemplo, la explicación extendida de elementos metálicos en el interior de la Tierra, que al ser cargas en movimiento generan un campo magnético.

    Por otra parte, las corrientes eléctricas internas quizás estén provocadas por el campo magnético de la Tierra y no al revés.

    Una nota importante es que la burbuja denominada magnetosfera, creada por el campo magnético de la Tierra, se acerca a la superficie terrestre en los polos magnéticos, aspecto que es coherente tanto con la explicación clásica como con la nueva propuesta; pues los polos magnéticos están muy cerca del eje de giro de rotación.

    De hecho, las dos explicaciones son complementarias.

    Por el contrario, el efecto Coriolis es menor en el Ecuador.

    Aurora de Saturno - NASA (Imagen de dominio público)
    Aurora de Saturno - NASA

    Una idea todavía más aventurada sería el pensar que el efecto del campo magnético terrestre provoque una pequeña alineación adicional de las partículas elementales terrestres; lo que, con el paso del tiempo, podría producir un efecto muelle y el cambio de polaridad del campo magnético de la Tierra. Idea que me gusta, pero que pienso que tiene pocas probabilidades de ser correcta o completa.

    El planeta Júpiter tiene un campo magnético diez veces superior a la Tierra, a pesar de no tener tanto hierro como en la composición de la Tierra.

    Otro planeta con gran campo magnético es Saturno. La composición de Saturno es parecida a la de Júpiter, principalmente hidrógeno y helio. Así que no parece que la presencia de hierro o materiales pesados en la composición de la Tierra sea tan determinante por sí misma para el campo magnético.

    Las características del planeta Saturno son de 10 horas para una rotación y de tener una masa 95 veces mayor que la Tierra, con una densidad inferior a la del agua.

    Al hidrógeno de Saturno y de Júpiter se le denomina hidrógeno metálico, dado que al estar muy comprimido se comporta como un gran conductor. La denominación se debe a que los metales son grandes conductores de electrones.

    El potente campo magnético de Saturno parece ser el responsable de su bonito anillo.

  • Base física de la nueva interpretación del experimento de Michelson-Morley.

    Otro fenómeno de gran importancia en la Física Moderna, relacionado con la variación del éter luminífero –campo de gravedad o tensión de la curvatura longitudinal del éter global– por el movimiento de rotación de la Tierra –efecto Lense-Thirring solo para la energía electromagnética–, sería la explicación inmediata del experimento de Michelson-Morley sin necesidad de relativizar el tiempo; es decir, la explicación aportada por la Física Global, expuesta en detalle en el libro de la Teoría de la Relatividad, Elementos y Crítica.

Tampoco es de extrañar que si las bolas negras y las estrellas tienen algunas de las características típicas de las partículas elementales por ser una agregación de las mismas, la Tierra intente una limitada imitación.

 

 

* * *